Rusia sigue abierto a los negocios a pesar de la inestabilidad

El atractivo de Rusia para los negocios globales ha recibido un gran impacto durante los últimos 18 meses. Las sanciones mutuas de países de la Unión Europea, Estados Unidos, Australia y Japón, y la significativa baja en el precio del petróleo han impactado grandemente a la economía Rusa. Pero, un reporte auspiciado por TMF Group indica que aún se puede hacer negocios en Rusia, y la mayoría de las compañías del Occidente están dispuestas a enfrentar la tormenta.

En el reporte “Business in Russia: The new normals”, auspiciado por TMF Group y escrito por el Doctor Daniel Thorniley de CEEMEA Business Group, se halló que hay varios escenarios viables y positivos para el crecimiento de empresas globales. 

El Dr. Thorniley pronostica que el potencial de venta de negocios orgánicos aumentará en hasta 10% si el rublo se estabiliza o aprecia. Los resultados de la encuesta de CEEMEA Business Group indican que 46% de las compañías de productos de consumo están apuntando a aumentos en ventas de dos dígitos, mientras que otro 29% apunta a cifras de un dígito, pero altas. Cabe destacar que las empresas de salud y farmacéuticas se están presupuestando para números más sólidos que los de 2014; 60% pronostica ventas de dos dígitos y un tercio predice aumentos de un dígito. 

TMF Group, un proveedor global líder de servicios empresariales con casi una década de experiencia en Rusia, puede dar fe de las oportunidades que han surgido de la inestabilidad en Rusia. Por ejemplo, los expertos de Recursos Humanos y ‘Payroll’ apuntan a una tendencia de “súper talentos” volviéndose más accesibles para las grandes empresas por la reducción en el costo de hacer negocios y de mano de obra local. 

Las sanciones impuestas y la devaluación del rublo han causado que los precios de los materiales para los manufactureros, y que algunas compañías decidieran invertir en producción local con el fin de ver ahorros. Este punto está evidenciado con la apertura de la nueva oficina de TMF Group en Voroenzh y en Kirov, para apoyar los negocios y proyectos de sus clientes. 

Alex Medlock, Director sub-regional de la CEI y los países Nórdicos para TMF Group, dijo: “Por los últimos dos años el interés de nuevas compañías por establecerse en Rusia no ha sido el mismo, sin embargo, el ambiente sigue siendo saludable y nos da cierto optimismo para el resto del año”. 

El Dr. Daniel Thorniley dijo: “Se mantienen los tres grandes influenciadores en el mercado: el precio del petróleo, los eventos en el este de Ucrania; y relacionado a lo anterior, las sanciones de los occidentales en Rusia. Cuando las dinámicas van bien, el panorama ruso mejora, pero los riesgos, por su puesto, siguen siendo altos. Ejecutivos han encontrado nuevos márgenes de ‘lo normal’ por los pasados 18 meses, lo que ha cambiado las condiciones del mercado radicalmente. Las sedes globales pueden estar tranquilas, sensatamente, pues Rusia continúa siendo una de las prioridades principales en el mercado de esta región para la mayoría de las compañías, y una importante en todo Europa.”

 
Comunicado de prensa