Ir al contenido
Head Internacional de Soluciones Regulatorias y de Cumplimiento, TMF Group
Publicado
20 octubre 2021
Tiempo de lectura
4 minutos

DAC7: Nuevos requisitos reglamentarios para las plataformas digitales

La adopción del DAC7 por parte de la UE ha dado lugar a una serie de nuevos requisitos de debida diligencia e información para las plataformas digitales que impulsan la economía en línea. Los operadores de las plataformas deben adaptarse rápidamente a la DAC7, o se arriesgan a recibir multas y otras sanciones.

En los últimos años, la economía de las plataformas en línea ha experimentado un crecimiento exponencial; una tendencia impulsada además por las restricciones físicas impuestas durante la pandemia del covid-19. La economía de las plataformas en línea, también conocida como plataformas digitales, consiste en comprar, vender y compartir bienes y servicios facilitados por empresas como Amazon, Baidu y Uber.

Los bienes y servicios se comercializan cada vez más en una gran cantidad de plataformas digitales, en las que tanto los particulares como las empresas compran y venden activamente. A las autoridades fiscales les resulta cada vez más difícil rastrear tanto el flujo de bienes y servicios como la identidad de los vendedores, por lo que resulta mucho más difícil garantizar una información eficaz y una tributación adecuada.

Nueva normativa para nuestro mundo en línea

En un esfuerzo por resolver este creciente problema, en marzo de 2021 el Consejo de la Unión Europea (UE) aprobó la adopción de la directiva DAC7, que es la sexta modificación de la Directiva 2011/16/UE sobre cooperación administrativa en el ámbito de la fiscalidad.

El principal objetivo de la DAC7 es impulsar la transparencia y abordar los múltiples retos fiscales que plantea la economía de plataforma mediante la introducción de nuevas obligaciones de información para los operadores de plataformas digitales, así como normas de intercambio de información para las autoridades fiscales.

En la práctica, se pide a los operadores de plataformas digitales, tanto dentro y fuera de la UE, que apoyen a las autoridades fiscales en la lucha constante contra la evasión fiscal, aprovechando su capacidad para recabar información de sus usuarios. A partir de ahora, tendrán que comunicar información sobre los vendedores de determinados bienes, así como de los servicios personales y de alquiler.

¿Quién debe informar y qué datos deben informar?

En virtud de la DAC7, las nuevas obligaciones de notificación recaen en los operadores de plataformas, definiéndose una plataforma como cualquier interfaz digital que ponga en contacto a vendedores de determinados bienes y servicios calificados con compradores potenciales.

El ámbito de inclusión es bastante amplio, aunque se prevén algunas excepciones específicas, como los programas informáticos que, sin ninguna otra intervención, procesan exclusivamente los pagos o permiten a los usuarios anunciar una actividad calificada.

Y es importante tener en cuenta que no todas las actividades de un vendedor específico entran en el ámbito de aplicación de la DAC7. Se limita a una serie de actividades notificables:

  • El alquiler de bienes inmuebles situados en la UE (por ejemplo, propiedades residenciales, vacacionales y comerciales).
  • La prestación de servicios personales por parte de un proveedor establecido en la UE (trabajo basado en el tiempo o en tareas, como el apoyo autónomo).
  • La venta de bienes por un vendedor establecido en la UE (B2C y B2B).
  • El alquiler de cualquier medio de transporte por un vendedor establecido en la UE.

En cuanto a la información que se necesita para estas actividades, los operadores de plataformas que reúnen los requisitos están sujetos tanto a las obligaciones de debida diligencia para la recopilación y verificación de los datos relevantes para el vendedor, como a la obligación de recopilar información relacionada con las transacciones realizadas por los vendedores que reúnen los requisitos.

Los requisitos de diligencia debida son amplios y van más allá de los requisitos estándar de KYC. Incluyen la recopilación y comunicación del nombre del vendedor, su dirección, su número de identificación fiscal, su número de identificación del IVA, su fecha de nacimiento y la existencia y ubicación de un establecimiento permanente a través del cual se realizan las actividades.

El operador de la plataforma también debe recopilar la información pertinente sobre cada transacción, incluido el número de cuenta, el importe de la compensación pagada y abonada, los posibles honorarios y las comisiones e impuestos, antes de comunicarla a las autoridades fiscales del Estado miembro correspondiente de la UE.

Los próximos pasos importantes

Tras la adopción formal de la DAC7, los Estados miembros de la UE tienen hasta el 31 de enero de 2022 para incorporar las modificaciones a sus legislaciones nacionales. Las nuevas disposiciones se aplicarán a partir del 1 de enero de 2023, y los primeros informes deberán presentarse antes del 31 de enero de 2024.

La legislación de la directiva establece que las sanciones por el incumplimiento de las obligaciones de información deben ser "efectivas, proporcionadas y disuasorias", y la decisión sobre las sanciones exactas se deja a criterio de cada Estado miembro. Se espera que las multas sean la principal sanción contra los incumplidores.

La DAC7 también destaca las medidas contra el vendedor, si no proporciona la información notificable al operador de la plataforma después de dos recordatorios. El operador de la plataforma podrá cerrar la cuenta de usuario del vendedor, o bien retener el pago de la contraprestación mientras el vendedor no facilite la información.

Por lo tanto, es fundamental que los operadores de plataformas comprueben cuidadosamente sus obligaciones en virtud de la DAC7, se aseguren de que las entienden completamente y sus implicaciones, y luego apliquen un proceso sólido para recopilar y comunicar los datos requeridos. Esto incluye la revisión de los acuerdos contractuales existentes con sus vendedores para comprobar si sus contratos les permiten recopilar y compartir los datos requeridos.

Si bien estas obligaciones son responsabilidad del operador de la plataforma, pueden trabajar con un proveedor de servicios externo adecuado que haga el trabajo pesado para cumplirlas.

Contáctenos hoy

En TMF Group, seguimos la evolución de la normativa para ayudarle a adelantarse a los acontecimientos y evitar sorpresas. Nuestra combinación de alcance global, conocimiento local y experiencia es su respuesta a las complejas exigencias del cumplimiento internacional.

Podemos ayudarle a realizar una evaluación inicial para ver cómo afecta la directiva DAC7 a su empresa, elaborar un plan de acción y proporcionarle apoyo en la elaboración de informes. Para obtener más información, contáctenos.

Actualización normativa
DAC8: aportar mayor claridad en torno a las criptomonedas

La directiva DAC8 se aprobó para impulsar la regulación en el creciente sector de las criptomonedas y los activos digitales.

Explorar tema
Actualización normativa
Se acerca la temporada de presentación de informes de FATCA y CRS: esto es lo que debe saber

Las sanciones por incumplimiento en la presentación de informes de FATCA o CRS pueden ser significativas, por lo que debe asegurarse de conocer sus obligaciones tributarias de este año.

Explorar tema


Expanda su negocio de manera eficiente a nivel internacional

Contáctenos para saber cómo podemos ayudar a su organización a crecer en un mundo complejo.

Contáctenos Contáctenos